CEA FADU © 2015  |  Política de privacidad

CEA FADU © 2015  |  Política de privacidad

CEA FADU © 2015  |  Política de privacidad

EVANGELIO DEL DÍA 

CEA FADU © 2017  |  Política de privacidad

*6° Lunes de Pascua*

 

*El Evangelio de hoy*

 

*Juan 15, 26-16, 4*

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “Cuando venga el Consolador, que yo les enviaré a ustedes de parte del Padre, el Espíritu de verdad que procede del Padre, él dará testimonio de mí y ustedes también darán testimonio, pues desde el principio han estado conmigo.

 

Les he hablado de estas cosas para que su fe no tropiece. Los expulsarán de las sinagogas y hasta llegará un tiempo, cuando el que les dé muerte creerá dar culto a Dios. Esto lo harán, porque no nos han conocido ni al Padre ni a mí. Les he hablado de estas cosas para que, cuando llegue la hora de su cumplimiento, recuerden que ya se lo había predicho yo”.

 

*Reflexión:*

 

Jesús, como parte de la preparación final a sus apóstoles antes de la pasión los instruyó sobre dos cosas, la primera y más importante, es que serían revestidos de una fuerza interior que los convertiría en auténticos testigos de su amor y de su Reino.

 

Por otro lado, que el convertirse en auténticos testigos los llevará a afrontar una serie de dificultades, incluso a perder la vida como prueba de fidelidad. Estos dos elementos han estado presentes siempre en la Iglesia, el testimonio de Cristo, Mesías, llevado hasta las últimas consecuencias y la presencia activa del Espíritu que conforta, anima e impulsa a testificar que Jesús es el Señor y que solo en él hay vida en abundancia.

 

Quizás sería bueno esta semana reflexionar sobre la eficacia de nuestro testimonio ante los demás. Nuestro testimonio con nuestros compañeros de trabajo y en nuestra misma familia. Y por otro lado, hacernos conscientes de la presencia activa del Espíritu que obra en nosotros y nos asegura que sólo en Jesús hay vida.

 

(Evangelización Activa).

 

*Oración:*

 

Señor Jesús, te pido que me des celo para propagar tu Palabra y me llenes de tu presencia, para no dejar pasar ninguna oportunidad para anunciar el amor y la misericordia que yo mismo he recibido. Amén.

*Acción:*

 

Hoy pondré mucha atención en cada conversación en la que participe y aprovecharé para dejar un mensaje y testimonio de la presencia de Dios en las personas que ahí estén.

 

🔹🔹🔹🔹🔹🔹🔹🔹🔹🔹